Sueño frustrado

Estaba soñando con Dios pero he desistido pues es una abstracción demasiado grande para mi pobre cerebro, así que he dispuesto en mi campo onírico a unas bellas hippies treintañeras, algo mucho más saludable para mi higiene mental. Ya bajo el dulce sol de una tranquila playa californiana, la cosa prometía… Pero estaba claro que algo tenía que pasar, y pasó: De un autobús ha bajado una joven amish tapada de cuello a tobillos, ha extendido los brazos en cruz e inmediatamente ha descargado una tormenta de época. Las hippies en desbandada y yo empapado.

Me he despertado pensando que pueda que no comprenda a Dios, pero Él si sabe apañarse para fastidiarme el día.

En fin, voy a desayunar yemas de santa Teresa con algo de LSD que me ha pasado una hippie antes del chaparrón.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s